12 Consejos Para Reducir La Grasa Del Abdomen

Siguenos En Facebook


La grasa del abdomen, es la grasa que causa más problemas a la salud, dado que se expande de manera profunda, dificultando así el proceso de eliminación. Asimismo, este tipo de grasa produce unas series de hormonas que causan el estrés, y también otras sustancias inflamatorias llamadas citoquinas que afectan la producción de insulina por parte del cuerpo. Además, la grasa del abdomen proporciona mayor riesgo de padecer enfermedades del corazón y diabetes. Ante esto, es importante tomar en cuenta algunos consejos para eliminar o reducir este tipo de grasa.

Muchas organizaciones de salud usan el IMC (índice de masa corporal) para clasificar el peso y predecir el riesgo de enfermedades metabólicas. Sin embargo, esto es engañoso, ya que personas con exceso de grasa abdominal, tienen un mayor riesgo, e incluso si se ven delgada en el exterior.

A pesar que la pérdida de grasa de esta zona puede ser difícil, hay varias cosas que puede hacer para reducir el exceso de grasa abdominal.

¿Qué Hacer Para Reducir La Grasa Del Abdomen?

  1. Comer mucha fibra soluble.

La fibra soluble ayuda a absorber agua, y además forma un gel que hace que el organismo procese más lento los alimentos a través del sistema digestivo.

Los estudios indican que este tipo de fibra favorece la pérdida de peso, ayudando al cuerpo a sentirse lleno, por lo que naturalmente, ayuda a comer menos. También, puede disminuir la cantidad de calorías que el cuerpo absorbe de los alimentos. Asimismo, la fibra soluble ayuda a combatir la grasa del vientre, por medio de algunos componentes que actúan de manera inmediata entrando al organismo.

Los mejores alimentos ricos en fibra soluble son las semillas de lino, las coles de Bruselas, los aguacates y las legumbres.

  1. No consumir alcohol en exceso.

El exceso de alcohol en el organismo contribuye a la formación excesiva de grasa del vientre. Por ello, es importante reducir el consumo de alcohol, lo cual puede ayudar a reducir la grasa en el abdomen.

  1. Comer una dieta alta en proteínas.

La proteína es un nutriente importante para reducir el peso, ya que el consumo de proteína aumenta la liberación de la hormona de la saciedad PYY, la cual disminuye el apetito. La proteína, también aumenta el ritmo metabólico y ayuda a mantener la masa muscular durante la pérdida de peso.

Las mejores fuentes de proteínas para incluir en la alimentación son la carne de res, leche, huevos, pescados y frutos secos.

  1. Evitar los alimentos que contienen grasas trans.

Las grasas trans contribuyen a la formación de grasa en el abdomen, mediante el bombeo de hidrógeno en grasas no saturadas. Este tipo de grasas se encuentran en los alimentos envasados, salsas y margarinas.

Estas grasas también contribuyen a la aparición de enfermedades cardiacas, el aumento de grasa abdominal, la inflamación y la resistencia a la insulina. Debido a esto, es importante leer las etiquetas de los alimentos envasados y evitar el consumo de alimentos con grasas trans, que a menudo aparecen como grasas “parcialmente hidrogenadas”.

  1. Reducir los niveles de estrés.

El estrés puede hacer que aumente la grasa del vientre, mediante la activación de las glándulas suprarrenales, las cuales producen el cortisol, también conocida como la hormona del estrés.

Diversas investigaciones han demostrado que los altos niveles de cortisol, aumentan el apetito y la unidad de almacenamiento de grasa abdominal. También, es importante saber que el aumento de cortisol provoca la acumulación de grasa en el abdomen. Por ello, es importante encontrar estrategias para controlar el estrés, entre las más eficaces se encuentra la práctica de meditación o de yoga.

  1. Realizar ejercicios aeróbicos.

Aeróbicos para eliminar la grasa abdominal

Los ejercicios aeróbicos o cardiovasculares son efectivos para la eliminación de grasa en la zona abdominal. Dado que son ejercicios de baja intensidad, pero de mayor duración. Los mejores ejercicios aeróbicos para eliminar la grasa abdominal son caminar, correr, nadar y andar en bicicleta, con el objetivo de conseguir un abdomen plano.

  1. No comer alimentos azucarados.

El azúcar contiene fructosa, la cual se ha relacionado con varias enfermedades crónicas como la obesidad, enfermedades del corazón, enfermedades del hígado, y diabetes, cuando el consumo es excesivo. Además, es uno de los factores contribuyente a la formación excesiva de grasa en el abdomen. Por ello, es importante no comer alimentos con altos contenidos de azúcares.

  1. Reducir el consumo de carbohidratos.

Reducir el consumo de alimentos ricos en carbohidratos, puede ayudar de manera significativamente para la pérdida de grasa, incluyendo la grasa abdominal. Ante esto, es importante la sustitución de carbohidratos refinados con carbohidratos con almidón sin procesar, lo cual puede mejorar la salud metabólica y reducir la grasa del vientre.

  1. Realizar entrenamientos de resistencia.

El entrenamiento de resistencia, también conocido entrenamiento de fuerza, es importante para preservar y aumentar la masa muscular. Además, este tipo de ejercicio puede ser beneficioso para tratar enfermedades como la diabetes e hígado graso.

El entrenamiento de resistencia puede realizarse de varias formas con máquinas de resistencia, gomas tubulares, pesas libres; ya sea mancuernas o barras, o con el peso del propio cuerpo, por ejemplo, al hacer sentadillas, flexiones, o ejercicios abdominales.

  1. Comer pescado una vez a la semana.

El consumo de pescado, por lo menos una vez a la semana es importante para la buena salud del organismo. Además, son ricos en proteínas de calidad y ácidos grasos omega-3.

Diversos estudios han encontrado que los ácidos grasos omega-3, presentes en el pescado, ayudan a reducir la grasa abdominal. Por ello, es importante consumir de manera regular pescados como las sardinas, salmón, arenque, caballa y anchoas.

  1. Añadir vinagre de manzana a la dieta.

El vinagre de manzana contiene un compuesto llamado ácido acético, el cual reduce la acumulación de grasa abdominal. Por ello, agregar vinagre de manzana a las ensaladas, puede ayudar a eliminar esta condición, además, reduce los niveles de azúcar en la sangre.

  1. Comer alimentos probióticos.

Los probióticos son bacterias que se encuentran en algunos alimentos y suplementos, los cuales tienen excelentes beneficios para la salud en general.

Diferentes estudios han encontrado diferentes tipos de bacterias, las cuales desempeñan un papel primordial en la regulación del peso, incluyendo la pérdida de grasa abdominal.

Las principales bacterias encargadas de reducir la grasa del vientre son de la familia Lactobacillus, las cuales incluyen: Lactobacillus fermentum, Lactobacillus amylovorus y especialmente gasseri Lactobacillus. Por ello, incorporar alimentos probióticos a la dieta, puede ayudar a reducir la grasa adicional en el abdomen.

En resumen, es importante tomar en cuenta los consejos anteriores, ya que ayudan a reducir la grasa del abdomen significativamente y además contribuyen a la buena salud del organismo, lo cual es importante para su pleno funcionamiento.


También Podría Gustarte

¡Compártenos Un Comentario!

Loading...