Cómo Aclarar La Piel Naturalmente Con 4 Simples Pasos

Siguenos En Facebook


La piel es el órgano más grande del cuerpo humano, con una superficie total de 20 pies cuadrados. Este resguarda al organismo de los microbios y los elementos tóxicos, ayuda a regular la temperatura corporal, y permite las sensaciones del tacto.

La piel puede sufrir de manchas e imperfecciones debido a varios factores, entre los más comunes se encuentra el estrés, el envejecimiento, los hábitos alimenticios y los rayos del sol. Ante esto, debes aprender a cuidar adecuadamente la piel por medio del cambio en algunos hábitos diarios, la incorporación de remedios caseros para aclarar la piel, entre otros.

Los elementos naturales cuidar la piel y aclararla son los mejores, puesto que, no contienen efectos secundarios en comparación a los productos químicos para blanquear. Por ello, es aconsejable llevar a cabo una rutina de cuidado de la piel con ingredientes naturales, los cuales incluye los siguientes procesos:

  • Limpieza: para eliminar el polvo, la suciedad y el aceite de la piel.
  • Exfoliación: se utiliza para eliminar la piel muerta y acumulada.
  • Tonificación: reduce las llagas abiertas en la piel.
  • Máscara: sirve para aclarar la piel.
  • Hidratante: es ideal para nutrir y retener la humedad en las células de la piel.

PROCESO DE LIMPIEZA PARA LA PIEL

A diario, la piel se expone a la contaminación ambiental, al polvo, bacterias y al sol. Todos estos factores obstruyen los poros, los cuales posteriormente causan diversos problemas de la piel como manchas oscuras, manchas de la edad, arrugas, picazón, acné y otros. Debido a esto, la limpieza ayuda en la eliminación de todos los elementos que pueden deteriorarla.

Ingredientes que puedes usar para limpiar tu piel:

  1. Leche.

La leche es un excelente limpiador. Puesto que, contiene una enzima soluble en grasa que se llama lipasa, la cual elimina las impurezas de la piel. Por ello, con el uso regular de la leche como producto de limpieza, la piel se vuelve más suave y radiante. Además, es conveniente para todo tipo de piel.

Procedimiento de aplicación:

Primeramente, debes remojar una bola de algodón en una taza de leche cruda. A continuación, exprime el algodón sobre la piel y deja que la leche se seque. Luego, enjuaga con agua tibia y después seca. Es aconsejable repetir este proceso 2 veces al día. Además, es importante utilizar leche no hervida para para obtener los mejores resultados. También, puedes usar leche helada ya que el efecto fresco reduce cualquier inflamación presente en la piel.

Si eres alérgico a la lactosa, evita el uso de este tratamiento. Sin embargo, puedes utilizar la leche de coco o aceite de almendras.

  1. Bicarbonato de Sodio.

El bicarbonato de sodio limpia intensamente los poros de la piel, eliminando la suciedad, el polvo o la grasa. Aparte de eso, equilibra los niveles de pH. Además, tiene excelentes propiedades para aclarar la piel y eliminar las manchas oscuras.

Procedimiento de aplicación:

Para iniciar, debes mezclar suficientes cantidades de bicarbonato de sodio y agua para hacer una pasta de consistencia líquida. Luego, debes aplicar esta pasta sobre la piel y frotarla por un minuto. Después, debes dejar la pasta en la piel hasta que se seque. Repite el proceso una vez al día.

PROCESO DE EXFOLIACIÓN PARA LA PIEL

Exfoliante para piel

De manera constante, se generan nuevas células de la piel. Por ello, las células muertas se acumulan en la capa superior de la piel y pueden conducir a la decoloración. Ante esto, la exfoliación favorece la eliminación de las células muertas. Además, ayuda a aumentar la tasa de recambio celular.

Para eliminar las células muertas de tu piel, puedes usar los siguiente:

  1. Azúcar.

El azúcar es considerado uno de los mejores productos para la exfoliación. Puesto que, la textura fina del azúcar exfolia las células muertas de la piel que se encuentran por debajo de los poros. Asimismo, ayuda en la eliminación de las células dañadas por el sol. Además, contribuye al aumentar la producción de colágeno y la circulación sanguínea.

Procedimiento de aplicación:

Para comenzar, debes combinar 3 cucharadas de azúcar y 2 cucharadas de miel. Luego se formará una capa gruesa, la cual deberás aplicar sobre la piel por medio de masajes con movimientos circulares durante unos minutos. Es recomendable repetir el proceso dos veces a la semana.

Alternativamente, se puede mezclar el azúcar con aceite de oliva, aceite de coco, chocolate, harina de avena o cualquier pulpa de fruta.

  1. La sal.

La sal contiene magnesio y sulfatos que eliminan las toxinas y reducen la inflamación de la piel.

Procedimiento de aplicación.

Primeramente, añade 4 cucharadas de sal con jugo de limón. Luego, debes mezclar bien los ingredientes y aplícalos a la piel. A continuación, debes frotarlos suavemente en la piel y déjalos actuar por algunos minutos. Después, enjuaga la piel con agua. Es necesario repetir este proceso dos veces a la semana.

PROCESO DE TONIFICACIÓN PARA LA PIEL

El proceso de tonificación ayuda en la eliminación de la grasa en la piel. También, hidrata, suaviza y lo más importante restaura el nivel de pH. Además, ayuda a reducir las heridas abiertas en los poros.

Para tonificar la piel se puede usar:

  1. Pepino.

El pepino tiene propiedades astringentes, las cuales se encargan de cerrar los poros abiertos. Asimismo, tiene alto contenido de agua, lo cual es beneficioso porque enfría la piel. También, contiene vitamina E, la cual equilibra los factores ambientales que suavizan la piel.

Procedimiento de aplicación:

Para iniciar, debes poner a licuar un pepino. Luego, aplica el jugo sobre la piel y déjalo secar por completo. A continuación, debes enjuagar con agua. Para obtener resultados adicionales, puedes añadir un poco de miel. Es importante repetir este proceso 2 veces al día.

  1. Hojas de menta.

Las hojas de menta contienen ácido salicílico que ayuda a eliminar el polvo sobrante, las células muertas y cierra los poros de la piel.

Procedimiento de aplicación:

Para comenzar, debes hervir 1 ½ de agua. Luego, añade 1 taza de hojas de menta trituradas a la misma y cocina a fuego lento durante 5 minutos. Después, retira del fuego y cierra el recipiente. A continuación, deja que la solución se enfríe para aplicar el cocido de menta sobre la piel. Es importante que dejes que seque por completo, para luego enjuagar con agua. Repite el proceso a diario.

MÁSCARAS PARA LA PIEL

Máscara para aclarar la piel

Aparte de la limpieza, exfoliación y tonificación, es muy importante aplicar una máscara para aligerar e hidratar la piel. Esta ayuda a proteger la piel por cualquier enfermedad desde las capas interiores hasta las capas superiores. Las máscaras también ayudan en la desintoxicación y la mejora de la circulación de la sangre, los cuales son factores importantes para aclarar la piel. Se pueden aplicar máscaras dos veces en una semana para obtener resultados efectivos. Y puedes utilizar lo siguiente:

  1. Frutas.

Las frutas son consideradas los mejores ingredientes para aclarar la piel. Una máscara de fruta ayuda a aclarar la piel, mejora el brillo y aumenta la elasticidad. Puedes tratar de hacer mascarillas con cualquier tipo de frutas que incluyen la papaya, fresa, piña, plátano, kiwi, aguacate, bayas, manzanas y muchas otras.

Procedimiento de aplicación:

Primeramente, licua cualquier fruta según tu preferencia. Luego, aplica la pasta sobre la piel y déjala actuar durante 15-25 minutos. A continuación, enjuaga y seca. Para beneficios adicionales, puedes agregar miel, harina de garbanzos, harina de arroz o avena.

  1. Piel de naranja en polvo.

La cáscara de una naranja contiene más vitamina C que su pulpa. Esto brinda un alivio a la piel contra el daño solar, los radicales libres y el estrés oxidativo.

Procedimiento de aplicación:

Para iniciar, debes poner a secar la cáscara de una naranja bajo el sol. Luego, debes rallarla para hacer un polvo fino. A continuación, combina 1 cucharada de polvo de cáscara de naranja y polvo de sándalo. Después, agrega suficiente agua y remueve bien hasta formar una pasta para aplicar en la piel. Debes dejar que la pasta se seque por completo. Luego, enjuaga y seca.

PROCESO HIDRATANTE PARA LA PIEL

Después de varios procesos que favorecen a la piel, la piel queda seca. Debido a esto, la hidratación mantiene a la piel fresca, creando una capa protectora. Para hidratar la piel necesitas:

  1. La manteca de cacao.

La manteca de cacao se absorbe fácilmente y permanece en la piel durante horas. Además, bloquea la humedad y cura la piel seca y agrietada.

Procedimiento de aplicación:

Primeramente, mezcla la manteca de cacao con cualquier aceite portador. Luego, aplica un poco de crema hidratante de la manteca de cacao a la piel. Deja secar por completo y repite la aplicación diaria siempre que sea necesario.

  1. Aceite vegetal.

El aceite vegetal como el aceite de coco, aceite de oliva y aceite de almendras son los aceites que se pueden usar como humectantes. Todos estos aceites tienen sorprendentes propiedades hidratantes. Los nutrientes presentes en estos aceites nutren la piel.

Procedimiento de aplicación:

Para iniciar, toma una cucharada de aceite y extiende sobre la piel afectada. Luego, deja que se seque por completo. Repite esta aplicación a diario.

Con todos estos procesos podrás tener crear una rutina que te permita cuidar tu piel con ingredientes naturales para aclararla y fortalecerla de manera fácil y efectiva.

 

 

 


También Podría Gustarte

¡Compártenos Un Comentario!

Loading...