Cómo Controlar El Estrés Con 5 Técnicas Simples

Siguenos En Facebook


El estrés es algo casi inevitable y puede cambiar nuestras vidas por dentro y por fuera, siendo muy perjudicial si no se toman medidas a tiempo. Afortunadamente, hay muchas cosas que pueden hacer para minimizar y manejar el estrés. Aquí hay 10 ideas sobre cómo manejar el estrés sin causar más tensión y problemas.

1. Averiguar de dónde viene la tensión.

A menudo, cuando estamos estresados, parece que hay una gran cantidad de factores que nos afectan y que parecieran venir casi de cualquier parte, tomando una posición defensiva, y eso no es nada bueno.

En lugar de echarle la culpa a todo lo que sucede en el día a día, hay que identificar lo que en realidad está causando el estrés. Puede ser un proyecto específico del trabajo, un examen próximo, una disputa con tu jefe o una pelea familiar.

2. Considera en controlar solo lo que está en tus manos.

Seamos sinceros, casi siempre queremos controlarlo todo, la economía, el lugar de trabajo, los comentarios de los suegros y hasta el clima.

La peor manera de lidiar con el estrés es tratar de tomar el control de cosas que son incontrolables. Hay que determinar cuáles son los problemas que están verdaderamente bajo nuestro control y tomar acción sobre ello.

3. Haz lo que amas.

Es mucho más fácil de manejar los focos de tensión cuando el resto de tu vida está llena de actividades que te gustan. Incluso si tu trabajo es muy estresante para muchos, puedes encontrar un pasatiempo o dos que realmente te llenen. Busca en tus pasiones y experimenta actividades que te agraden para canalizar el estrés de esta manera y eliminarlo.

4. Maneja mejor el tiempo.

Uno de los mayores factores de estrés para muchas personas es la falta de tiempo. La lista de tareas pendientes se expande, mientras que el tiempo vuela. ¿Cuántas veces has deseado que el día tuviese más horas? Pero tienes más tiempo de lo que piensas, haz una agenda de todas tus actividades y verás cómo te da tiempo para todo y hasta te sobra para divertirte.

5. Crear una caja de herramientas para manejar el estrés.

Una sola estrategia para manejar la tensión no funcionará para lidiar con todos tus problemas. Por ejemplo, una sesión de respiración profunda puede ayudarte a tomar con calma los atascos del tráfico, pero no funcionarte en una reunión de negocios.

Identifica aquellas situaciones que te estresan y prueba minimizarlas con pequeñas actividades que te saquen de ese foco de tensión, como: respirar, hablar con alguien, leer un libro, escuchar música, etc.

Tienes que aprender también, que por mucho estrés que te causen las actividades diarias o situaciones que te pone la vida, hay una gran cantidad de estrategias que puedes usarlas para contrarrestar sus efectos desbastadores, solo enfoca toda esa frustración y ansiedad en algo que realmente te guste y verás los resultados.


También Podría Gustarte

¡Compártenos Un Comentario!

Loading...