Tu Sitio De Salud Y Bienestar

El Cansancio, Uno De Los Primeros Síntomas De Embarazo

La aversión a algunos alimentos, los cambios de humor, hinchazón del abdomen, orina frecuente, sensibilidad en los senos y retraso menstrual son los principales síntomas de embarazo, pero hay uno en particular que puede aparecer sin previo aviso, el cansancio.

Anuncio

Toda mujer embarazada tiene algunos cambios en la primera etapa del embarazo y estos ocasionan que sufran de un buen desgaste de energía, aunque algunas no suelen notarlo. Por lo tanto, sentirse cansada es uno de los primeros síntomas en las primeras semanas del embarazo. Esto se debe a que en esta etapa los niveles de progesterona se incrementan, provocando que la mujer alcance un nivel que produce demasiado sueño, a la misma vez, se bajan los niveles de azúcar en la sangre, se reduce la presión sanguínea y otros tipos de factores que conllevan a que una mujer embarazada sienta fatiga.

Una mujer embarazada puede llegar a sentir la necesidad de dormir cada vez más temprano o se le dificulta levantarse temprano por las mañanas. También, las actividades habituales de su vida cotidiana se hacen más difíciles de hacer y les consumen una buena cantidad de energía.

El cansancio no tiene que ser motivo de preocupación, ya que este es normal en los primeros 3 meses y en algunos casos este suele aparecer hasta en la última etapa del embarazo.

Cómo sobrellevar el cansancio durante el embarazo.

Es importante que descanses el tiempo que sea necesario. Durante el día encuentra momentos en los que puedas relajarte y descansar un rato o dormir una siesta. Esto lo puedes hacer después de que realices algún tiempo de comida o por las tardes, y recuerda que las siestas tienen que ser cortas.

Duerme más horas durante las noches. Es necesario que te acuestes temprano y que duermas un poco más por las mañanas. Si por algún motivo no puedes hacerlo durante la semana, entonces aprovecha los fines de semanas para que puedas obtener las fuerzas que necesitas.

Si tienes más hijos, dile a tu pareja que te ayude a cuidarlos para que puedas descansar un momento.

Mantener una alimentación saludable es recomendable para que puedas recuperar las energías. Así que trata de comer entre 250 y 300 calorías todos los días de alimentos que sean ricos en nutrientes y vitaminas tales como: ácido fólico, hierro y calcio. Agrega en tu dieta alimentos como, frutas, lácteos, cereales, verduras y legumbres. También, consume bastante líquido a lo largo del día para que puedas estar hidratada.

Realiza algunos ejercicios que sean adecuados durante el embarazo y practícalos moderadamente para que puedan ayudarte a elevar los niveles de energías. Una caminata todos los días o cualquier ejercicio donde no hagas un sobreesfuerzo son ideales para la etapa de embarazo.

Mantente activa durante el día a un ritmo bajo. Esto funciona para que puedas sobrellevar el cansancio, realiza algunas de tus actividades cotidianas sin intentar esforzarte. Es necesario que empieces a observar tus necesidades y preocuparte no solo por tu salud sino también por la de tu bebe.

Anuncio

También podría gustarte