Cómo Detectar La Intolerancia A La Lactosa En Bebes

La intolerancia a la lactosa en bebés es una condición rara. Normalmente la sufren los bebés que nace de forma prematura. Si un bebé no produce cantidades normales de lactasa, entonces manifiesta síntomas de intolerancia a la lactosa.

Sin embargo, si tu bebé la tiene, entonces quiere decir que nació con este problema y su cuerpo tiene dificultades para producir lactasa. Esta es una enzima importante que sirve para digerir la lactosa. La lactosa es el azúcar que contiene la leche materna y los lácteos derivado de la leche vaca.

Anuncio

La intolerancia a la lactosa consiste en un problema de salud transitorio, y, en la mayoría de los casos, este puede persistir durante varios meses. Así que, si tu bebé es saludable, pero observas que tiene diarreas frecuentes y muchos gases, entonces es muy probable que sea intolerante a la lactosa.

Pero, si tu bebé sigue creciendo y presenta todavía este problema después de haber usado un tratamiento, puede sufrir serios daños en la paredes del aparato digestivo. Lo que ocasiona de forma definitiva que sea incapaz de producir la cantidad necesaria de lactasa por largo tiempo; siendo en el futuro una persona intolerante a la lactosa.

Principales Síntomas De La Intolerancia A La Lactosa En Bebés

Unos de los síntomas principales que puede tener un bebé intolerante a la lactosa son:

  • Sarpullido
  • Irritabilidad
  • Diarrea
  • Dolor de estómago
  • Vómitos después de alimentarse

Estos síntomas se presentan después de una hora de haber consumido la leche de formula o materna.

Gases y dolor estomacal

Un bebé intolerante a la lactosa sufre de dolores estomacales por el exceso de gases acumulados en los intestinos. Después de haber comido muestran este tipo de síntomas, acompañados con llanto. Además, el bebé puede girar alrededor de su cuerpo para calmar un poco el dolor.

Esta irritabilidad en el estómago puede durar todo el día si no es tratado a tiempo. Ya que, este dolor, si persiste por mucho tiempo ocasionara que él bebe no pueda dormir bien.

Vómitos y diarreas

También, otro de los síntomas de intolerancia a la lactosa en bebés es la diarrea liquida. Esta es de color oscuro y es muy frecuente en el lapso de todo el día. Es por este motivo que, si él bebé suele vomitar y tiene diarreas frecuentes, perderá líquidos y sufrirá de deshidratación. Por tal razón, tienes que llevarlo inmediatamente donde un médico para que le dé el tratamiento adecuado.

Eczemas en la piel

Además, un bebé con problema de intolerancia a la lactosa puede presentar síntomas de eczema en la piel. Estos se detectan cuando el bebé tiene su piel seca y de textura áspera ocasionada por las protuberancias blancas.

También, puede tener manchas escamosas o secas en varias partes del cuerpo. Estas manchas ocasionan picazón y molestia en el bebé. Así que, hay que asegurarse de que la piel del bebé se mantenga bien hidratada; usando jabones suaves para bañarlo.

Anuncio

Artículos Relacionados: